<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-PGDTFL" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden">

¡Bienvenido a nuestro blog!


El éxito de todo inversionista se basa en una buena educación financiera, y es por esto que hemos preparado para ti diversos materiales, tanto escritos como audiovisuales, que sin duda te aclararán muchas dudas sobre el mercado inmobiliario para que puedas invertir de manera inteligente.

Tips de inteligencia financiera para jóvenes profesionales

Equipo Inversión Fácil el 14 noviembre 2018
Tips de inteligencia financiera para jovenes profesionales

Gracias al deseo que tienen las personas de conseguir una libertad económica que les permita vivir cómodamente, sin deudas y con una óptima calidad de vida, el término "inteligencia financiera" ha tomado un auge significativo entre quienes han decidido ir más allá y poder alcanzar sus metas.

En primer lugar, es importante definir la inteligencia financiera. Para BBVA, se conoce como "la capacidad que tienen las personas para resolver los problemas relacionados con el dinero". Considera también que "este tipo de inteligencia no es una cualidad nata y, aunque depende de la psicología de cada persona y su autocontrol, siempre puede mejorarse con la formación adecuada".

De acuerdo a esto, en este artículo se aportarán tips útiles que van a contribuir a tu formación en esta área y a darte información que te puede servir a la hora de tener estabilidad en las finanzas.

Es conveniente, resaltar algunas características que, según el Banco Itaú, debe poseer una persona con un alto grado de inteligencia financiera:

  • Tienen claridad sobre la cantidad de dinero con la que cuentan en la actualidad y la que pueden gastar.
  • Comprenden las ventajas y desventajas de los productos que ofrecen los bancos.
  • Elaboran presupuestos anuales para predecir sus gastos.
  • No se endeudan por consumos innecesarios.
  • Su forma de compra es reflexiva y no impulsiva.
  • Ahorran.
  • Incrementan su patrimonio en el tiempo.
  • Están en constante búsqueda de nuevas inversiones y oportunidades de negocio.
  • Siempre cuentan con un fondo de reservas para casos de emergencia.
  • Sus objetivos están claramente definidos.

Un punto importante es que estas características no están relacionadas con un grado de instrucción, es decir, un profesional que se graduó con honores puede ser menos inteligente financieramente que una anciana que toda su vida fue una ama de casa.

Esto indica que este tipo de inteligencia puede ser aprendida de generación en generación, que tiene que ver con un modelo de educación de la crianza en el hogar, más que un área que se imparta en la formación académica desde temprana edad. Es por ello que resulta fundamental indagar la manera de educarse en este ámbito y buscar recursos con contenidos útiles para lograr este objetivo.

En la publicación de BBVA titulada "Inteligencia financiera: mejores recursos para mejorarla" se recomiendan medios para alimentar los conocimientos en el área económica:

  • Serie de libros "Finnancial Inteligence": la cual está dirigida a emprendedores, profesionales y ejecutivos con contenidos planteados, de una forma sencilla pero no simplista, como una “visita guiada a través de los números”.

  • Plantea tus finanzas: es un blog del mexicano Joan Lanzagorta, conferencista, en el que se abordan "los temas relacionados con el dinero de una forma sencilla y recomienda lecturas para aquellos que quieran mejorar su inteligencia financiera".

  • BBVA Bconomy: es una aplicación que te ayuda a poner en práctica toda la teoría de educación financiera aprendida por lo que "permite controlar los gastos, crear un colchón financiero o marcar las metas de ahorro, entre otras ventajas". En definitiva, "es una guía eficaz para tomar las mejores decisiones con el dinero".

Mejores prácticas para manejar las finanzas inteligentemente.

  1. Tener claros los conceptos básicos de tecnología. En internet actualmente hay muchos de ellos (materiales descargables gratuitos como: ebook, whitepapers o audiovisuales), que de forma sencilla definen conceptos complejos de la economía.

  2. Aparte de la educación, es muy importante aplicar lo aprendido, para ello se deben cambiar hábitos.

  3. Tener conciencia plena de su estatus económico, elaborar presupuestos para gastos y establecer metas a corto, mediano y largo plazo.

  4. Invertir en un sector que tenga grandes oportunidades de negocio (por ejemplo, el inmobiliario) es una excelente alternativa para incrementar el patrimonio y en la misma medida conseguir ingresos adicionales permanentes.

Nuevo llamado a la acción

post anterior Post Anterior